CARAT (Quilates)


Los diamantes se miden en función de su peso, no de su tamaño, utilizando como medida el quilate, que no debe confundirse con el kilate relativo a la pureza del oro.

Un quilate equivale a 200 miligramos, y puede ser dividido en cien partes, pudiéndonos encontrar con diamantes de 0.30, 0.75, 1.60, etc…

El precio de un diamante no se incrementa de forma gradual según aumentamos el quilataje del diamante, por lo que un diamante de 1quilate no costará el doble que uno de 0.50, sino bastante más.

En piezas con más de un diamante, el peso en quilates será el peso combinado de todas las piedras que componen la pieza.

La equivalencia entre quilates y milímetros de diámetro es la siguiente:

0.25 quilates = 4.0 mm
0.50 quilates = 5.2 mm
0.75 quilates = 5.8 mm
1.00 quilate = 6.5 mm
1.50 quilates = 7.4 mm